¿Cómo disolver el adhesivo de contacto cuando ha perdido su fluidez?

La cola o adhesivo de contacto es un pegamento que pierde con relativa rapidez sus propiedades, sobre todo cuando dejamos destapado durante mucho tiempo o si el envase no sella de forma hermética.

Cuando se ha evaporado una buena parte del disolvente la cola de contacto queda prácticamente inservible pues se vuelve demasiado rígida y no hay manera de extenderla. ¿Cómo se puede recuperar su fluidez?

Cola de contactoUtiliza disolvente universal para recuperar la cola de contacto

Siempre que la cola no se haya quedado como la suela de un zapato podrás recuperar su consistencia inicial aportando disolvente universal (el que utilizan los pintores para diluir esmaltes, pinturas lacadas, etc.).

Estoy dando por hecho que tienes el adhesivo de contacto en formato lata. En formato tubo no es posible pues no se puede añadir el disolvente (a menos que lo extraigas y lo pases a otro recipiente). Afortunadamente el pegamento en tubo no se estropea con tanta fácilidad porque enseguida se tapa y no queda tan expuesto al aire.

Para recuperar el adhesivo simplemente vierte una parte de disolvente en el bote de pegamento y, muy importante, déjalo actuar. No esperes que se ablande inmediatamente, le puede llevar 5 ó 10 minutos hacer efecto.

¿Cúanto disolvente hay que utilizar?

Depende de la cantidad de pegamento que quieras ablandar. Puedes hacerlo a ojo. Añade una parte, déjalo actuar y comprueba el estado pasados unos 15 minutos. Sí aún no tiene la consistencia adecuada añade más disolvente.

Como medida orientativa puedes empezar añadiendo una parte de disolvente por cada diez de pegamento. También depende del grado de viscosidad que tenga. Necesita más disolvente cuánto menos sea su fluidez. Pero recuerda que a partir de cierto punto el pegamento de contacto es irrecuperable.

[Total:0    Promedio:0/5]

¿Te ha resultado de utilidad? ¿Quieres comentar algo?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.