Las mejores marcas de rotuladores para pizarra blanca

Los marcadores y las pizarras blancas de borrado en seco llevan décadas entre nosotros. Atras han quedado los tiempos en que había que borrar la pizarra con agua y una bayeta, es decir, aquellos en los que existía la pizarra blanca, pero no el rotulador borrable.

La invención del rotulador supuso el auge de las pizarras blancas en colegios y oficinas. Y la clave de su éxito fue el resultado de un logro de la química: el aditivo de liberación. Este componente, uno de los cinco que se usan para formular las tintas de rotuladores borrables, se deposita bajo el trazo del rotulador. Es decir, se interpone entre el tablero de la pizarra y la tinta; es así como funciona el sistema de borrado en seco.

En este artículo veremos cuatro de las mejores marcas de rotuladores para pizarras: Bic, Edding, Pilot, Artline y QC.

Bic Velleda

La marca de bolígrafos Bic es también una de las más conocidas de rotuladores para pizarras blancas. En 1979, la creadora del boli BIC Cristal decidió comprar a Conté (también de origen francés); esta poseía la marca comercial Velleda, la cual con el paso del tiempo se convirtió en el nombre genérico rotulador velleda, veleda o vileda.

Con la adquisición de Conté, BIC también incluyó en su catálogo otros productos de papelería y manualidades, como los famosos Plastidecor, ahora comercializados bajo la marca BIC Kids.

Bic fabrica rotuladores para pizarras blancas con cuerpo grueso o delgado y punta redonda o biselada.

Marcador Bic Velleda biselado Marcador Bic Velleda biselado desde 1.29 €

Edding

La empresa alemana edding surgió con un capital social de tan solo 500 marcos alemanes y una máquina de escribir. Esto ocurrió en 1960, en Hamburgo. De edding, es especialmente conocida su gama de marcadores permanentes, por ejemplo, el famoso rotulador de punta fina edding 1200, que se fabrica en más de 30 colores.

Pero el marcador más conocido de la marca no es el 1200, sino el edding Nº1 que, como su nombre indica, fue el primero de la compañía. Tan solo unos años después de su lanzamiento, edding ampliaba su oferta de productos con una gama de marcadores para comunicación y planificación visual, que incluía marcadores para pizarra blanca.

Hoy, edding dispone de un gran catálogo de rotuladores de borrado en seco. En él podemos encontrar, por ejemplo, el marcador edding 660. Este incluye una punta cónica redondeada de trazo variable de 1.5-3 mm.

Marcador Edding 660 Marcador Edding 660 desde 1.16 €

Pilot

El sector de los rotuladores de pizarra blanca no solo está dominado por franceses y alemanes, los japoneses también aportan su granito de arena. Entre sus fabricantes podemos encontrar a Pilot, marca famosa por su legendario estilógrafo de tinta líquida, el Pilot V5 Hi-TecPoint con punta de aguja.

Pilot es una de las marcas que más ha innovado en este campo: su rotulador recargable Pilot V-Board Master se presenta como alternativa ecológica a los clásicos marcadores de plástico. El V-Board se recarga a través de un cartucho de tinta líquida que está fabricado, en su mayor parte, con plástico reciclado. Este marcador, además, brinda un trazo de escritura más intenso gracias a su tinta altamente pigmentada.

Rotuladores recargables Pilot VBoard Master Rotuladores recargables Pilot VBoard Master desde 1.59 €

Artline

La marca de rotuladores Artline fue creada hace casi 50 años por la compañía japonesa Shachihata. A lo largo de estos años, la tinta ha fluido sin dificultad por la extensa gama de instrumentos de escritura Artline. Recientemente la compañía ha obtenido las certificaciones ISO de calidad y gestión medioambiental.

Como resultado de lo anterior, en el catálogo de Artline se pueden encontrar marcadores no solo para pizarra blanca, sino también para caballetes de hostelería con tablero negro, superficies esmaltadas, vidrio, plástico, porcelana y melamina. Estos instrumentos contienen tinta de tiza líquida, una tinta pigmentada especial que imita el aspecto de la tiza. Se usan como los marcadores estándar y se borran en seco o, preferiblemente, en húmedo con la ayuda de un papel o bayeta húmedos.

Pero volvamos a las pizarras blancas y hablemos del Artline EK-517. Bajo este número de modelo se presenta este rotulador con punta redonda de fibra de poliéster y tinta pigmentadad con un aditivo antisecado de magnífica calidad: se puede dejar dos días destapado y no se seca. La tinta es inodora y, gracias a su depósito de alta capacidad, puede escribir hasta 600 metros con un grosor de trazo de unos 2 mm.

Los Artline EK-517 se presentan en siete colores: los habituales rojo, negro, verde y azul; y tres tonos poco habituales en un marcador para pizarra: naranja, violeta y rosa.

Rotulador Artline de pizarra con punta redonda Rotulador Artline de pizarra con punta redonda desde 1.9 €

Q-Connect

Q-Connect es una marca de materiales de oficina con sede en Bélgica. Lo que ofrece frente a las cuatro marcas anteriores es un precio realmente asequible. Los marcadores para pizarra blanca de la marca Q-Connect son muy baratos: se pueden comprar por menos de un euro la unidad.

Por cierto, a diferencia de todas las anteriores, QC también fabrica las propias pizarras. En su catálogo de productos para comunicación visual podemos encontrar pizarras de melamina, estratificadas, metálicas lacadas, vitrificadas y de vidrio; incluso fabrica pizarras verdes y negras para tiza.

Rotulador de borrado en seco económico Rotulador de borrado en seco económico desde 0.68 €

Pero ¿por qué se hizo tan popular la pizarra blanca? Al borrado fácil y a la alta legibilidad se suma un tercer argumento de peso: los rotuladores velleda no producen polvo, lo que supone toda una ventaja para las personas alérgicas al polvo de tiza.

Y un cuarto: como resultado de la competencia entre estas mejores marcas de rotuladores para pizarra que acabamos de ver, estos instrumentos de escritura se han vuelto realmente asequibles. Por ejemplo, como ya hemos visto, algunas marcas los ofrecen por debajo del euro. En definitiva, la eficacia, conveniencia y bajo precio de pizarras y marcadores han sido los aspectos clave de la sustitución de la pizarra negra por la blanca.