¿Qué tipos de bolígrafos existen?

Lo primero que hay que decir es que el número total de tipos de bolígrafos que existen depende de las cualidades que observemos de los mismos. En algunos casos estas características se solapan. Por ejemplo un bolígrafo puede ser retráctil (según su apertura) y borrable (según su tipo de tinta). Por lo tanto tenemos que establecer en primer lugar que cualidades vamos a comparar para categorizar los bolígrafos.

Nosotros vamos a clasificarlos según tres características que a nosotros nos parecen las más importantes: el tipo de tinta, la forma de apertura y el estilo de su punta.

1. Los tipos de bolígrafos que existen según su apertura: con tapa, retráctiles de pulsador y de mecanismo giratorio

De los primeros poco hay que decir, son los clásicos modelos con capuchón. En la actualidad se suele añadir algún tipo de orificio de ventilación a la tapa para evitar la asfixia si accidentalmente nos lo tragamos.

Tipos de bolígrafos: el de mecanismo retráctil
Tipos de bolígrafos: el de mecanismo retráctil

Vamos con los segundos, los bolígrafos retráctiles mediante pulsador. Aparentemente son muy sencillos, accionando su pulsador se alterna la posición de la punta. Sin embargo su mecanismo interno es bastante ingenioso y de hecho fue patentado en 1965 por la Parker Pen Company. El funcionamiento está basado en un resorte y un trinquete con muescas.

Por último tenemos los bolígrafos extraíbles mediante mecanismo giratorio, son los menos habituales entre los modelos económicos destinados al uso diario. En cambio son muy comunes en bolígrafos de lujo y de alta gama como por ejemplo los cross o los Graf Von Faber-Castell. Aquí teneis un ejemplo:

Bolígrafo giratorio de lujo Graf Von Faber-Castell
Bolígrafo de mecanismo giratorio Graf Von Faber-Castell

2. Los tipos de bolígrafos según su tinta

La tinta más antigua de todas es la de base al aceite. Es una tinta bastante viscosa y densa que se desliza por la acción de la gravedad por la punta de bola del bolígrafo. Su único inconveniente es que este tipo de bolígrafos produce una mayor fatiga cuando se escribe durante periodos prolongados de tiempo.

Por este motivo los fabricantes mejoraron sus productos con el empleo de dos nuevos tipos de tinta: la de gel y la líquida. De la líquida poco se puede decir. Es extremadamente deslizante y por lo tanto la escritura es muy suave y fluida. Si la comparamos con la tinta de aceite notaremos que la mano se nos cansa mucho menos. La tinta gel es una mezcla entre las dos anteriores. Con ella se intenta obtener una fluidez de escritura similar a la tinta líquida pero sin penetrar excesivamente en el papel. (Un problema de la tinta líquidas es que en muchas ocasiones traspasa el papel).

Por último tenemos la tinta borrable, de invención relativamente reciente. Nos permite borrar el bolígrafo como si se tratara de un lapicero.

3. Tipos de bolígrafos según la forma de su punta

Por último si nos fijamos en la forma de la punta del bolígrafo podemos encontrar que existen dos tipos de bolígrafo: el de punta de aguja, también llamado estilográfo (por ejemplo el clásico bolígrafo Pilot V5 de toda la vida) y los de punta cónica que serían el resto.

Tipos de bolígrafo segun la punta
Dos tipos de punta: de aguja arriba y cónica abajo.

Muchos consideran que los punta de aguja son en realidad rotuladores. Es cierto pero también son muchos los que los llaman bolígrafos. En cualquier papelería te van a entender si pides un bolígrafo con punta de aguja. Nosotros consideramos aceptable llamarlos de ambas maneras y de hecho así lo hacemos.

Tal vez la frontera entre bolígrafo y rotulador esté más bien en el material de la punta, siempre que sea metálica creemos que se puede llamar bolígrafo. Consideramos que en el caso de los utensilios con punta de fibra, textil o de plástico la mayoría de la gente no los llama bolígrafos sino rotuladores.

Marcadores Edding especiales: marcan casi todo!

¿Quién no conoce los marcadores y rotuladores edding? De hecho, posiblemente edding es la marca de rotuladores más vendida y conocida en España. Desde los legendarios rotuladores 1200 hasta los modelos de tinta permanente con punta gruesa o fina lo cierto es que el catálogo de productos que ofrece edding es muy amplio. Y a esto se debe en parte su éxito. Pues bien, existen nuevos marcadores edding especiales, algunos de ellos para aplicaciones extrañísimas. Como el rotulador aeroespacial, el marcador de piel humana o el modelo especial para salas limpias. Te mostramos algunos de ellos.

Marcadores edding especiales: el rotulador aeroespacial

Marcadores Edding Especiales: el 8404 sirve para uso aeroespacial
Marcadores Edding Especiales: el 8404 sirve para uso aeroespacial

Vamos a comenzar con el edding 8404 un marcador aeroespacial. Un modelo que ha sido especialmente diseñado para ocasionar la mínima corrosión posible en los materiales sobre los que se emplea. Este marcador sólo está disponible en negro, es de tinta permanente y está aprobado por la agencia aeroespacial británica Airbus. Su tinta resiste los rayos solares, la acción del agua y el roce.

El 8014: un marcador para el laboratorio resistente al roce, a la luz y a las temperaturas elevadas

Marcador edding para laboratorio
Marcador edding para laboratorio

Continuamos con el edding 8014 un marcador especial para laboratorios. ¿Qué tiene de especial este modelo? Varias cosas. Primero su punta está especialmente diseñada para rotular sobre superficies transparentes y lisas, por ejemplo, los tubos de ensayo. Su tinta es de secado ultra rápido y de alta permanencia. Ademas es muy resistente al roce y a las temperaturas elevadas (y esto está comprobado y certificado por la agencia TÜV Saarland).

El edding 8020 es un marcador apto para la piel humana

Sin duda alguna has visto un montón de veces como se marca la piel cuando se va a realizar una intervención de cirugía estética. Pues bien, estos son los marcadores que se usan. Los modelos como el edding 8020 están especialmente diseñados para el marcado de la piel.

Marcador para piel humana
Marcador para piel humana

Su punta es redonda de un milímetro de grosor y su tinta resistente al agua. Se fabrica en dos colores, rojo y azul. Sin duda el más utilizado por los cirujanos.

Otros marcadores edding especiales

Otros modelos que existen son el 950, un marcador de pasta. Especial para marcar sobre superficies muy sucias o rugosas. En su interior hay un cilindro de cera pigmentada que marca sobre cualquier superficie ¡incluso si está grasienta!

Los modelos 8010 y 8011 sirven para radiografías de rayos X y para salas limpias respectivamente. El 8407 es un marcador para cables mientras que el modelo 8300 te permite marcar superficies manchadas de polvo. Algo que muy pocos marcadores pueden hacer.

Otro marcador muy interesante es el NLS High Tech con el número 8030. Un rotulador muy especial empleado en entornos nucleares, aeronáuticos y marinos. Con tinta de baja corrosión, aprobado para la aviación y con un bajo nivel de halogenuros.

Marcador edding ultravioleta
Marcador edding ultravioleta

Por último tenemos el 8280 un marcador de seguridad cuya tinta sólo es visible bajo luz ultravioleta. Ideal para realizar marcas en objetos susceptibles de robo.

Si quieres ver los modelos que existen puedes los tienes todos en la web de edding.

Lumocolor: los rotuladores permanentes de la marca Staedtler

La gran variedad de rotuladores permanentes Staedtler Lumocolor

Staedtler dispone de una enorme variedad de rotuladores permanentes en los que varía principalmente el grosor de punta aunque algunos modelos especiales como el Duo: que tiene una punta en cada extremo de su cuerpo: fina y media. Si a esto añadimos que, como mínimo tenemos cuatro colores para cada modelo, las opciones que tenemos para elegir nuestro marcador son realmente amplias.

La tinta empleada por el fabricante alemán para estos rotuladores utiliza el alcohol como base y es casi inolora

Además, esta tinta es resistente a la luz y al agua. Aunque algunos de los colores son más resistentes a los rayos solares que otros (siendo el negro y el verde los más resistentes). La negra también resiste a la intemperie.

Otro aspecto importante que tenemos que señalar sobre la tinta Lumocolor es que el trazo del rotulador seca muy rápido, lo que resulta muy útil para las personas zurdas. Sin embargo, dentro del rotulador la tinta tiene propiedades anti-secado, lo que permite dejar el rotulador destapado (Staedtler asegura que varios días), sin que se seque.

Modelos de Staedtler Lumocolor: sus cinco rotuladores más utilizados y vendidos

A continuación vamos a echar un vistazo a los modelos de Lumocolor más vendidos, del más fino al más grueso. Staedtler utiliza numeros de modelo que no guardan relación con el grosor de la punta por lo que sus modelos son bastante confusos.

Por ejemplo el 313 es el de punta más fina (0.4 mm), el 318 es un punta fina (0.6 mm), y en cambio tenemos en medio al 317 con punta media (1 mm).

  • El modelo 313: el más fino de la gama. Identificado en el cuerpo del rotulador con la letra S (superfine). Tiene una punta de 0.4 mm de tipo cilíndrica. Es una punta muy delicada, si se utiliza el rotulador sobre superficies que no estén completamente limpias y libres de polvo se estropeará enseguida (mucho antes que un rotulador de punta media).

    Staedtler Lumocolor 313 Super Fine Negro
    Rotulador 313 Super Fine Negro con punta super fina
  • Lumocolor 318: el segundo más fino. Identificado con la letra F (fine). Punta cónica de 0.6 mm.

    Staedtler Lumocolor 318 Fine Azul
    318 Fine Azul: la segunda punta más fina de Staedtler
  • El marcador 317: el rotulador lumocolor de punta media. Identificado con la letra M. Punta cónica con ancho de trazo aproximado de 1 mm.

    Staedtler Lumocolor 317 Rojo
    317 Rojo con punta intermedia de 1 mm de trazo
  • 352: el rotulador de punta más gruesa de la gama Lumocolor. Punta cónica de 2 mm de grosor.

    Staedtler Lumocolor 352 Azul
    352 Azul: el más grueso de la gama
  • El Lumocolor Duo 348: rotulador muy útil con doble punta: punta media y punta fina.

    Rotulador permanente Staedtler Lumocolor Duo 348
    El Duo 348: un grosor de punta diferente en cada extremo.